Make your own free website on Tripod.com








Domingo Alberto Rangel M.

Vitrinas de exportación... El buen gobierno se demuestra gobernando














Domingo Alberto Rangel M.





3erPolo
















domingoinformal11.jpg

 

El remanente de la CD no rinde cuentas... Como ciclistas condenados a pedalear eternamente insisten en proponer acciones en vez de formular políticas que es lo que saben hacer los políticos desde que el mundo existe.

Ahora, como la salida de Enrique Mendoza significó el grito de "fuego" en una sala repleta de público y como el relevo de Pompeyo pasa inadvertido, han inventado un "Comando de Campaña" compuesto por cuatro gobernadores y un alcalde.

¡Bravo!

Sin embargo el que eviten rendir cuentas por el fracaso del 15-A no significa que este truco sea materia de estudio y que en el futuro se analice en las escuelas de Estudios Políticos.

¿Puede ser exitoso un Comando al que nadie acata y carece de tiempo para revisar la eficacia de sus órdenes?

Es obvio que no pero eso quizás sea lo de menos. Es que en Venezuela no existe algo que se pueda llamar "la oposición". Hay gente a la que no le gusta el rumbo que el Presidente le imprime al país. Pero eso es una cosa y otra distinta el querer meter en el mismo saco a todos los que no comulgamos con la dirección política del oficialismo.

A los cuatro gobernadores y al alcalde que los acompaña no los siguen todos los millones de venezolanos que votaron "Si" el pasado 15 de agosto.

Y no se les sigue en parte por responsables de una derrota por la cual nadie se responsabiliza y en parte porque sus obras no son “vitrinas de exportación”.

¿Hay algo en las ejecutorias de estos gobernadores y alcaldes que los distinga de sus contrapartes?"

¡Casi nada!

La alcaldía de Leopoldo López no es diferente a la de Irene Sáez. Yaracuy es un estado donde poco ocurre salvo los desastres naturales. Mendoza luce derrotado y solo se salvan en sus ejecutorias las de Rosales y Salas sin que sea nada extraordinario.

Allí esta el detalle.

La "oposición" necesita ideas, programas y ejecutorias que sean "vitrinas de exportación". De lo contrario lo que desde allí se proponga será visto como "más de lo mismo" y la política seguirá en manos de mentes parroquiales.
















3erPolo