Make your own free website on Tripod.com








Domingo Alberto Rangel M.
Izquierdistas de oposición













Domingo Alberto Rangel M.





3erPolo
















domingoinformal11.jpg

 

 

Tal como corresponde a un país que por causa de las extravagancias de sus políticos siempre es y siempre ha sido candidato a figurar en las listas de Guinnes´s, ahora sucede que a mayor fracaso de las políticas que pone en práctica la izquierda venezolana, mayor es la cantidad de "servidores públicos" que se definen como seguidores de esa ideología.

No se trata de la gente común y silvestre que debe estar perleja ante el hecho sino de una minoría de políticos pero, aún así el caso es curioso ya que no solo cojean de esa pierna en el oficialismo, lo cual sería de esperar, sino que la epidemia prende en gentes que se definen de oposición.

¡Si uno fuese mal pensado diría que los indicios llevan a suponer que ser izquierdista en Venezuela no es un mal negocio, afirmación que no está relacionada con las "inclusiones" y "exclusiones" que han convertido al panorama intelectual en un auténtico mezclote porque aún cuando ahora vivimos como en la letra del tango "todos manoseaos, igual debemos aceptar que ni los izquierdistas ni nadie deben ser perseguidos a causa de sus ideas!"

¡Hasta allí llega la necesaria "reconciliación"!

 

CARAS CONOCIDAS

Pero, por otra parte es de notar que la mayoría de estos izquierdistas son políticos de viejo cuño, personajes que ya dieron lo mejor que de ellos se podía esperar cuando en el pasado accedieron a altos cargos en las distintas ramas del poder y en las universidades nacionales que también son un poder, representando unos a partidos de la cuarta y otros provenientes de las recientes escisiones del MVR.

Ahora bien, el que se trate de "caras conocidas" o "cartuchos quemados" igual da porque en nuestro país la historia demuestra que no solo en el Parque Jurásico los dinosaurios son los que mandan.

También observo que algunos de estos señores caen en lo que los abogados llaman "confesión de parte" cuando dicen ser de "centro izquierda", mientras que otros afirman representar la "izquierda moderada" y hasta hay quienes declaran que el gobierno nacional no es "de izquierda".

 

ESPECIFIDAD DE LA IZQUIERDA

 

¿Qué es eso?

¿Hugo Rafael "derechista?".

No frieguen.

¡Pregúntenle a Fidel, a Evo, Lula y hasta a los chamos antiglobalización y después hablamos!

Lo que pasa es que en nuestro país la izquierda histórica se quedó en el pasado y sus integrantes creen que solo califican como izquierdistas quienes se vistan como Lenin y lleven un libro rojo en el bolsillo del paltó.

Olvidan que la izquierda tiene su especifidad.

La izquierda en todo tiempo y lugar ha sido estatista, anticapitalista y sobre todo empobrecedora aún cuando no se lo proponga.

Desde el lado positivo también cuida parte de esa  izquierda los derechos humanos y el desarrollo social.

Esa definición es actual y engloba a todos, desde Lenin y Trosky hasta a los neo izquierdistas que le tiran piedras a los Mc Donald´s disfrazados de indios urbanos y por supuesto incluye a los seguidores del Presidente y también a los izquierdistas de la oposición venezolana.

 

¡VENEZUELA DEBE ABANDONAR EL CAMINO DE LA IZQUIERDA!

 

¿Estatismo y anticapitalismo es por caso lo que quieren para la "transición" los opositores que se definen "de izquierda?"

Por lo visto si, lo cual resulta peligroso.

Peligroso porque los problemas de Venezuela solo se comenzarán a resolver en tanto el país se decida a "remar para atrás", alejándose de las políticas propias de la izquierda que como digo son las que nos han empobrecido al obstaculizar la libre creación de riqueza cada vez que aduciendo motivos nobles han creado los izquierdistas criollos nuevos monopolios y cotos de caza para los allegados al poder y sus amigotes.

 

NADA NUEVO, NADA BUENO:

 

Como siempre nunca está de más recordar que estas políticas se llevaron a la práctica durante la cuarta república, y que al no dar resultados llevaron al pueblo a un estado de desesperación hasta el punto que por una equivocación histórica -y sobre todo por falta de alternativas creíbles- Venezuela eligió en 1998 un izquierdista "auténtico" suponiendo erradamente que así se remediaban los males causado por las políticas intervencionistas votadas y ejecutadas por izquierdistas "ligth" de la cuarta que en esos años dominaron las instituciones públicas.

Si los izquierdistas de oposición no entienden que la pobreza de nuestros ciudadanos solo se podrá resolver allanando los obstáculos -leanse "Reformas Agrarias", excesivos controles a la inversión, manipulaciones financieras, PDVSA, retardos en patentes etc.- a la creación de riqueza que han levantado en el país sucesivas administraciones izquierdistas; controles que han ahogado la creatividad de nuestros compatriotas pero que le han permitido progresar y hacerse billonarios a los administradores del Estado y de sus empresas porque para eso es el estatismo y estatistas son las empobrecedoras políticas de la izquierda donde quiera que llegue a constituirse en poder.

Si los izquierdistas de la oposición no se dan cuenta de ello, si no se dan cuenta que su acción de gobierno como izquierdistas en la coyuntura actual debe estar limitada al cuido de los derechos humanos porque se supone que en eso son "especialistas", y que en muchos años no se les podrá permitir que sigan empobreciendo a Venezuela desde cargos en los que puedan impulsar políticas adversas a la inversión y el progreso, si no entienden eso ese será su problema.

Porque bajo semejante supuesto el problema del país será otro: Mantener a raya estos izquierdistas no vaya a ser que termine siendo peor el remedio que la enfermedad.

Hay desde luego otra solución. ¡Que admitan de una vez por todas el izquierdismo de este gobierno y que se integren a sus muy escuálidas huestes!

¡A lo mejor están a tiempo de hacerlo

 

NUESTRAS FIRMAS

 

Por tercera vez se entregan las firmas pidiendo lo mismo.

Lo que estipula la Constitución que no es otra cosa que una consulta sobre el desempeño de un gobierno y de su Presidente.

El CNE tendrá la última palabra y esperamos que no intenten frustrar la esperanza de millones de personas.

Hasta entonces estamos en las manos de ese Poder del Estado... y también en las nuestras porque es posible que más adelante tengamos que sacar las garras para hacer valer nuestro derecho.

Mientras tanto Feliz Navidad.
















3erPolo