Make your own free website on Tripod.com








Domingo Alberto Rangel M.

Si el nuevo año sigue como finalizó el 2006... entonces no espere resultados diferentes...














Domingo Alberto Rangel M.





3erPolo
















domingo_rangel_bn3c.jpg

 

 

 

Comienza otro año y el país sigue arrastrando las mismas taras por lo que quizás no valga la pena alertar sobre lo que aparentemente es inevitable, al menos inevitable si el juego lo juegan los mismos jugadores chimbos de años anteriores que serán aplaudidos nuevamente por las mismas masas atontadas desde los medios, algo más diezmadas, eso sí, porque los efectos del 3D son devastadores.

 

Por lo pronto sin tener la facultad de leer la mano, ser sabio persa o bacalao cubano, es fácil vislumbrar que la agenda política será colmada durante los próximos meses con el tema de la concesión de RCTV y no habrá espacio para otro asunto.

 

A mi modesto modo de ver las cosas el punto es importante y obviamente se relaciona con la libertad de comunicación que es otra forma de expresarse.

 

Sin embargo la por lo visto fenecida concesión de RCTV no es más importante que otros temas ignorados por el país y por quienes desde los medios proponen la agenda pública que los opositores venezolanos discuten cada día, para no hablar de la dicotomía gobierno y “oposición”; actores a los que a su manera también les conviene que la discusión se de de la tonta manera como hasta ahora se ha dado.

 

Entre los problemas de importancia vital están la falta de seguridad y empleo. Otro sería la corrupción que carcome la sociedad venezolana; y, el más importante vendría a ser el que el liderato nacional se digne a definir ¿cual es el principal problema de Venezuela?... y las maneras de reducirlo porque no solo el socialismo genera respuestas.

 

Esta falta de definición por quienes deben hacerlo, que también lo es de seriedad, viene a ser “un problema” porque si uno se deja llevar por la dieta diaria de insultos que mutuamente se endilgan gobierneros y “opositores” –es lo único que saben hacer aparte de que así encubren su ignorancia-… puede el pobre televidente terminar creyendo que Venezuela se arregla mandándolos a los unos a La Habana y a los otros a Miami… y no es así.

 

Lamento comenzar entonces esta apretujada crónica, escrita en un cybercafé, con un tono pesimista que augura seis meses de fastidiosas e inútiles discusiones en las que los opinadores de siempre debatirán en los medios sobre la legalidad del Decreto que, según el ciudadano Presidente “ya está escrito”, mediante el cual fenece una concesión que el dictador Marcos Pérez Jiménez le otorgó a la familia Phelps y que ahora administra Marcel Granier como presidente del Consorcio 1 BC.

 

Lamento que los gorgoritos de estos opinadores de profesión no servirá para nada porque aparentemente la medida ya “está tomada” y es legal bajo las premisas del socialismo, del viejo del Puntofijismo y del nuevo que se jacta de resumir el pensamiento del siglo XXI, ojo.

 

Lo que cabe discutir al respecto es ¿Qué hacer con el espectro radioeléctrico porque gente informada comenta que se adelantan conversaciones para la venta de VENEVISION a un grupo conformado por oligarcas de nuevo cuño, tan socialistas como los de antes, pero con fortunas hechas en los últimos años?

 

¿Es eso preocupante?

 

¡Desde luego que si pero más preocupante es que las televisoras privadas sigan, al menos en algunos casos, pretendiendo suplantar a los partidos; y que estos pretendan que para tener éxito frente al socialismo de nuevo cuño… se deben batir las fracasadas banderas del viejo socialismo de adecos y copeyanos¡

 

Pero, como digo esta discusión es tiempo perdido y de resto dificulto que los dueños de la otra televisora que marca la pauta de la discusión opositora, permitan que verdaderos liberales debatan y con verdaderos socialistas sobre los problemas de país y sus posibles soluciones como se supone en un país en el que la Constitución prohibe excluir a priori a nadie como por ejemplo a parte de los ciento cincuenta y seis mil electores que votaron nulo a conciencia a pesar de que el CNE no divulgó suficientemente esta posibilidad.

 

Para que el pueblo pueda comparar en libertad, el punto de vista de los defensores de la libertad con las pendejeras que a diario repiten los periodistas y locutoras trastocados en políticos –malos, por cierto- cuando son coreados por sus fastidiosos y repetidos invitados.

 

El 2007 entonces será otro año de poses en el que los mismos de siempre caerán en la emboscada de la Reforma Constitucional y le harán el juego al gobierno que así verá una ocasión para introducir la elección indefinida.

 

Frente a este realidad los liberales insistiremos en nuestros principios: El problema venezolano es que somos un país pobre y de economía poco diversificada donde los menos favorecidos no pueden competir ya que las opciones están diseñadas para otros; que esta anomalía es causada por la falta de libertad que conllevan los cincuenta o sesenta años de estatismo socialista, y que para general más riqueza solo vale el capitalismo popular que no es el de los oligarcas sino el del pueblo que quiere progresar a fuerza de trabajo y no con vivezas.

 

La inseguridad, la falta de empleo y la pobreza se combate con un programa que lleve a gobernar un equipo distinto al del Presidente pero también distinto a los vivianes que antes estuvieron con Arias Cárdenas, la coordinadora y ahora acompañaron a Rosales. Este equipo puede gobernar a tiempo fijo, o indefinidamente si el pueblo así lo desea porque ese tampoco es el mayor problema.

 

Un programa de esa naturaleza debe ser liberal para facilitar que el Estado se dedique a cumplir sus fines propios. Para mantener la sociedad civil alejada del presupuesto y para que se contemplen privatizaciones populares –algo distinto en esencia a la demagoga oferta de “Mi Negra”-.

 

Finalizo recordando que respecto a las telecomunicaciones, los liberales estamos contra todo tipo de regulación en principio. Salvo la que afecte derechos de terceros.

 

Si RCTV perdió su concesión, es tiempo de que se libere el eter, como decían antes, y que cada quien ponga su radio o televisora sin más requisitos que el impedimento legal de superponerse sobre otra radio o TV existente. De haber sido así RCTV no habría perdido de todas maneras la conseción.

 

Si se violan las leyes o se usa el medio para apoyar conspiraciones, que es otro cantar… para eso precisamente está la Constitución que permite el cierre del medio transgresor.

 

De resto los liberales no participaremos en la charada de discutir temas secundarios como si fuesen los principales y en todo caso lo haremos sin negociar nuestros principios.

 

Feliz 2007.

 

NO TODO ANDA MAL:

 

Cuando a través de internet anunciaron que el alcalde Metropolitano se mudaba a un costoso apartamento en la exclusiva urbanización de La Castellana de Caracas, a nosotros nos pareció que la denuncia encubría una cobardía porque los denunciantes nunca lo hicieron en los tribunales, como mandan las leyes venezolanas. Ante el supuesto de que Barreto hubiese comprado el apartamento con dineros de la corrupción o el tráfico de influencias que también es corrupción.

 

En ese entonces dijimos que para ser creíbles los denunciantes deberían acusar ante el Ministerio Público no solo a Barreto sino también los casos en  agentes de la oposición subitamente mejoraran el hábitat.

 

Bien, no solo los chavistas progresan en este país que vive un auge petrolero: Mientras usted por marchar y marchar perdió el trabajo y vive con el cinturón ajustado… periodistas y locutores que a diario azuzan las masas opositoras también encuentran modos de cambiar de casa, auto y viajar a lujosas localidades del exterior.

 

Por ejemplo la periodista Nitu Pérez Osuna acaba de comprar una mansión en la también exclusiva urbanización de Altamira. En Caracas, porque en USA también tiene propiedades.
















3erPolo